madurez

Stress
INICIO / home

Madurez vocacional y
elección de carrera

 


Act. y Psic. Guillermina Nava1


Para abordar el tema de la “madurez vocacional” es necesario definir el concepto, el vocablo “madurez” tiene distintos significados en función del contexto en que se trate, aquí lo analizaremos desde la perspectiva del desarrollo humano.

Dentro del ciclo vital del ser humano se distinguen diversas etapas de crecimiento que van desde la dependencia total en el caso del recién nacido hasta una interdependencia generosa y plena en la etapa de la vida adulta. Algunos teóricos del desarrollo humano2, coinciden en afirmar que la madurez personal se reconoce a través de las pautas de conducta, es decir, es posible identificar a la persona madura en su actuar cotidiano porque generalmente aplica los siguientes procesos cognitivos:

 

Pero resulta difícil evaluar la madurez con parámetros tan estrictos, ¿cuántas veces aún como adultos nos sorprendemos actuando de manera impulsiva o infantilmente?

Revisemos la siguiente imagen para tener una idea más precisa del tipo de conductas que distinguen a la persona inmadura:

 

 

Es muy probable que al leer ambas referencias descriptivas, uno descubra que se encuentra en un punto intermedio, aunque no se ha alcanzado la plena madurez se han realizado avances significativos al haberse desprendido de algunas conducta inmaduras; este breve análisis nos permite tener un punto de partida para trabajar en las áreas que han quedado rezagadas.

Los que nos especializamos en la orientación vocacional hemos observado que tanto los jóvenes como sus padres buscan en la orientación una respuesta concreta y específica que logre disipar las dudas, esperan como solución una carrera específica, no se dan cuenta que la elección es el resultado del proceso de maduración. También observamos que invierten buena parte de su tiempo en visitar escuelas, acudir a ferias de universidades, tomar cursos para preparar exámenes de admisión, pero no se detienen ni por un momento a pensar si han alcanzado la madurez necesaria para hacer su elección de carrera

Acciones concretas a tomar en cuenta
por los padres para que llegado el momento de elegir la carrera,
la decisión sea realizada por un sujeto más consciente y maduro
PROMUEVEN
 
RETRASAN

Brindar amor, es decir, aceptar al hijo(a) con sus cualidades y sus limitaciones. Las expectativas de los padres no siempre pueden ser satisfechas por sus hijos.

 
Rechazo, indiferencia o imposición de los padres respecto al futuro profesional.
 

Tener una buena comunicación y mantener un clima que permita el diálogo abierto.

 
Ambiente familiar conflictivo, expresado en discrepancias en la manera de educar.
 

Crear el ambiente propicio para discernir las alternativas de estudio.

 
Sobreprotección.
 

Ser consistente con la disciplina, mantener horarios, establecer reglas claras, formar hábitos.

 
Autoritarismo.
 

Delegar responsabilidades de acuerdo a la edad.

   
 

Permitir a los hijos la realización de prácticas profesionales en las áreas de interés para confirmar su vocación.

   
 


¿Cómo saber si se ha alcanzado la madurez vocacional
para elegir carrera?

La persona madura en términos vocacionales es aquella que está capacitada para formular un proyecto de desarrollo profesional tomando en consideración los siguientes elementos:

  • Ha sido capaz de identificar libremente sus deseos más íntimos en términos de intereses, gustos, inquietudes emprendedoras, es decir, conoce sus intereses y los acepta.

  • Ha investigado las alternativas de estudio técnicas y/o profesionales que pueden satisfacer sus intereses —posee una amplia cultura profesiográfica.

  • Ha analizado de manera objetiva, las posibilidades que tiene de llevar a la práctica este proyecto, en otras palabras, conoce sus aptitudes y tiene capacidad de autocrítica.

  • Con base en los tres puntos anteriores elabora su proyecto de desarrollo vocacional.

  • Ha desarrollado la capacidad para comprometerse con su proyecto —posee buenos hábitos de estudio.

  • Está dispuesta a asumir las consecuencias de su elección.


Un plan de trabajo para desarrollar la madurez vocacional

  1. Ubica dónde te encuentras en el camino hacia la madurez.

  2. Haz un inventario de los puntos en los cuáles sigues actuando de manera inmadura.

  3. Identifica tus intereses genuinos.

  4. Reconoce tus aptitudes y en caso de no tener el nivel adecuado diseña un plan de trabajo para desarrollarlas.

  5. Elabora tu proyecto de desarrollo vocacional.

  6. Escribe tus metas a corto y a largo plazo para comenzar a trabajar en ellas conscientemente.

  7. Evalúa sistemáticamente tus logros y retrasos.

  8. Revisa tus metas al término de cada semestre.

  9. Solicita la ayuda de instituciones especializadas en orientación vocacional que te permitan conocerte de una manera más profunda y objetivamente en términos de intereses, aptitudes, hábitos de estudio y personalidad.


------------------------------------
1 Directora del Instituto Mexicano de Orientación Vocacional, IMOVO –Institución privada que ofrece servicios
   de orientación vocacional y orientación laboral altamente especializados. Actuario, por la Facultad de
   Ciencias de  la UNAM (1974), Psicóloga Clínica, por la Facultad de Psicología de la UNAM (1997) y
   Especialista en Orientación Educativa, por la Universidad Pedagógica Nacional (1999). México.

  Autora del libro "El imaginario entorno a la elección de carrera: una estratégia de intervención"
  [Plaza y  Valdés, S.A. de C.V., México, 2000, 150 pag. ISBN: 968856834-1].


2 A. Maslow y C. Rogers

MAYO, 2006

El artículo firmado es reposnsabilidad de su autory no refleja necesariamente la opinión de E-TEST.